volver a la página principal


La Real Fundación modifica sus estatutos para poder defender los valores históricos de Toledo
CT / Toledo - 18/05/2012

 

A partir de ahora, la Real Fundación de Toledo podrá personarse e intervenir en todo tipo de procedimientos judiciales que puedan afectar a los valores implícitos en la declaración como ciudad Patrimonio de la Humanidad de la ciudad de Toledo

El Patronato de la Real Fundación de Toledo se reunió en Roca Tarpeya con un objetivo singular respecto a otras ocasiones, ampliar los fines de la Fundación y legitimando futuras acciones legales que se pudieran hacer necesarias para la defensa de distintos valores de la ciudad, tanto históricos como paisajísticos.

Si bien en la primera rueda de prensa del actual presidente, Fernando Ledesma, se aseguraba que la institución no entraría en ningún tipo de conflictos, dado que la fundación estaba formada por todas las administraciones, algo ha debido suceder para un cambio tan radical en su postura, que sin ninguna duda los toledanos agradecerán.

La modificación estatutaria se argumenta "para mejorar la defensa de los valores históricos y paisajísticos", incluyendo la realización de cuantas actuaciones propicien la defensa de la dimensión universal de Toledo, así como las referidas a la conservación y mantenimiento de los valores implícitos en la declaración como ciudad Patrimonio de la Humanidad. Se añaden entre las actividades la de personarse e intervenir en todo tipo de procedimientos que puedan afectar a los intereses que defiende la Fundación. Dado que las administraciones que componen las fundaciones a veces lo hacen para ejercer control sobre ellas y generar dificultades de actuación contra las propias administraciones, el presente cambio interno podría representar un punto de inflexión para que los miembros tengan también la obligación de cumplir con las leyes y dar cuentas y garantías dentro del propio patronato.

También se menciona como objeto de especial apoyo a los proyectos que potencien la educación y el conocimiento de los valores que defiende la propia declaración de UNESCO, cuando declaró Patrimonio Mundial al Conjunto Histórico de Toledo.

Los nuevos estatutos amplían el número máximo de Patronos, incorporando al Patronato a los integrantes de la Comisión de Gerencia, lo que nos dicen que contribuirá a mejorar el funcionamiento de este órgano. Igualmente se crea la figura de Patrono de honor para las personas que por razón de edad no puedan continuar en su cargo de Patronos y se incorporan mejoras en el cumplimiento de las normas sobre igualdad de género entre los miembros.

Durante la sesión ha aceptado su cargo como patrono Jesús Labrador, Delegado del Gobierno en Castilla-La Mancha, José María Lassalle, Secretario de Estado de Cultura, Jesús Prieto, Director General de Bellas Artes y Bienes Culturales, Jesús Carrobles, Eduardo Garrigues, Fausto González, Santiago Palomero y Eugenia Silva. También se ha nombrado Patrono de honor a Manuel Casamar y Juan Manuel Cavero.


En la sesión han participado entre otros Juan Ignacio de Mesa, presidente de la Comisión de Gerencia, Inés de Sarriera, Presidenta de la Junta de Protectores, Arturo García-Tizón, Presidente de la Diputación, Jesús Ángel Nicolás, concejal de Cultura del Ayuntamiento de Toledo y Ramón Sánchez, Director de la Real Academia de Bellas Artes y Ciencias Históricas de Toledo.

 






Participa en Facebook Síguenos en Twitter ContactoNosotrosVivir Canal Toledo en YouTube
Aviso Legal