volver a la página principal


El Ayuntamiento pedirá el crédito
CT / Toledo - 15/05/2012

 

La nueva deuda del Consistorio fue aprobada ayer en solitario y a ciegas

El Pleno del Ayuntamiento de Toledo aprobó con los votos a favor del PSOE, la abstención del PP y los votos en contra de IU  la operación de crédito a largo plazo con cargo al mecanismo extraordinario de financiación para el pago a proveedores previsto en el Real Decreto-Ley 4/2012 de 24 de febrero.

Según la concejal de Hacienda, Paloma Heredero, se han acogido a esta norma por imperativo legal, aunque no hubiera sido necesario si la Junta y la Diputación pagaran lo que adeudan y si las arcas municipales no "tuvieran el agujero" del Palacio de Congresos. A pesar de que la obra faraónica siempre es la excusa de la deuda, recordamos que ni un solo céntimo del crédito para pago a proveedores irá destinado al Palacio de Congresos, pues los tres grupos políticos decidieron hacer frente a las deudas contraídas con Acciona a través de cesión de suelos municipales futuribles de un POM nulo, por ser contrario a derecho. La decisión de volver a especular con el suelo como fórmula de financiación municipal, y que ha llevado a la mayoría de ayuntamientos de España a la quiebra técnica, fue tomada por unanimidad de los tres grupos políticos.

La aprobación de este crédito, por importe de 29.172.264,13 euros y  con un plazo de amortización de diez años con dos de carencia, forma parte del procedimiento exigido por el Gobierno de España para los ayuntamientos cuyos Planes de Ajuste han sido aprobados por el Ministerio de Hacienda y Administraciones Públicas. El Real Decreto fija que la aprobación de esta operación crediticia es de obligado cumplimiento antes del 15 de mayo y tiene como objetivo el pago a proveedores del Ayuntamiento, Empresa Municipal de la Vivienda y Patronato Deportivo Municipal.

Aunque no se sabe con seguridad el tipo de interés que habrá que pagar, Heredero señaló la cifra aproximada de 5,3 millones de euros, cuando aseguran que tan solo hubiera sido necesario desembolsar 1 millón si la Junta hubiera saldado sus deudas.

Por su parte, el portavoz municipal, Rafael Perezagua, mostró su rechazo al mecanismo planteado por el Gobierno de España y señaló que "podríamos haberlo hecho de otra manera". Además, lamentó la carga financiera que supondrá para los ayuntamientos en el medio plazo.

El documento aprobado hoy por el Pleno es el  paso posterior que ha tenido que realizar el Ayuntamiento de Toledo tras haber elaborado un Plan de Ajuste, por exigencia del Gobierno Central, que fue aprobado por el Ministerio de Economía y Administraciones Públicas el pasado 30 de abril de 2012.

Aunque el gobierno municipal argumenta que el Plan de Ajuste del Ayuntamiento de Toledo no supone ninguna reducción en los servicios públicos, lo cierto es que esta reducción de servicios "posible" ha sido el argumento esgrimido ante el
TSJCLM para evitar la ejecución provisional en la paralización del POM, cuya sentencia se encuentra recurrida ante el Tribunal Supremo. Además el Consistorio sostiene que el IBI no subirá en los próximos diez años con un equilibrio presupuestario en el año 2013, mientras sigue cobrando un IBI irregular, con subidas espectaculares y en base al cambio de calificación de terrenos rústicos a urbanos, cuando el Plan de Ordenación Municipal es nulo de facto.

Plan de Ajuste, gastos, ingresos y medidas estructurales

Las medidas propuestas por el equipo de gobierno se dividen en gastos corrientes, ingresos corrientes y medidas estructurales. En el primer caso, donde se prevé un ahorro de más de dos millones de euros al año, ha detallado las siguientes medidas:

Contrato de Basura.- Amortización de 7 a 10 años de la vida útil de los bienes (ahorro máximo estimado de 140.000 euros al año).

Transporte urbano.- Alargar la vida útil de los vehículos, revisión de las tarifas y nuevo concurso (528.000 euros anuales).

Estación de Autobuses.- Reversión de la concesión a la Junta de Comunidades (ahorro de 344.500 euros).

Retribuciones extraordinarias.- Principalmente, reducción de las horas extraordinarias, que supondrá un ahorro de 400.000 euros al año.

En el capítulo de ingresos, la principal decisión es la puesta en marcha de la tasa de basura, que supondrán unos ingresos anuales a las arcas municipales de 3,5 millones de euros. Además, el IAE significará unos ingresos de más de un millón de euros al año.

En cuanto a las medidas estructurales, se propone una reducción del 5 por ciento en la asignación de los grupos municipales y reducir las partidas de los patronatos, siendo el ahorro en este caso de 731.600 euros al año.

 






Participa en Facebook Síguenos en Twitter ContactoNosotrosVivir Canal Toledo en YouTube
Aviso Legal