volver a la página principal


La autoridad garante sigue callada
CT / Toledo - 15/05/2012

Con el primer PAU residencial en Vega Baja a la vista, CANAL TOLEDO se ha puesto en contacto con la autoridad competente, delegada por el Gobierno de España y responsable de dar aplicación a los compromisos adquiridos a través de un tratado internacional, con rango de ley, obteniendo nuevamente la callada por respuesta

Como podemos apreciar en la nota de prensa oficial del Gobierno regional, de 13 de diciembre de 2007, mientras el entonces presidente regional, José María Barreda y el titular de Defensa, José Antonio Alonso, se referían a la Vega Baja, o "posterior" según documentos de UNESCO, en términos exclusivamente culturales y patrimoniales, observábamos que Emiliano
García-Page garantizaba "una planificación urbana que beneficie al ciudadano" o hacía referencia a "los nuevos usos de estos terrenos y su nueva ordenación urbanística", en función de resultados arqueológicos.

Tras visitas a Toledo de altos cargos de ICOMOS y UNESCO, acompañados incluso por funcionarios del Ministerio de Cultura, para advertir o recordar los términos en que fue inscrito el Conjunto Histórico de Toledo en la lista de bienes del Patrimonio Mundial o de La Humanidad, Emiliano García-Page, primero como consejero de Obras Públicas, después como vicepresidente segundo de Barreda y ahora como alcalde y presidente del Consorcio y Toletum Visigodo, ha ido cambiando nombres, usos y conceptos, para convertir todos los espacios protegidos en materia urbanística.

La Junta de Comunidades ha cometido graves errores, queremos pensar, al aprobar un Plan de Ordenación Municipal que "deroga" en un 85% de su espacio, protecciones históricas inderogables, que precisan una desclasificación previa por la única administración competente, eso sí, a instancias de UNESCO al ser el Conjunto Histórico declarado en 1940, la base para la declaración voluntaria que Toledo presentó y que fue ratificada en 1986 por dicha institución y en cuya firma el Estado se comprometió a garantizar con recursos, como el Real Patronato y a velar por su protección.

Pero ahora el Gobierno regional es de distinto signo político, ha adquirido las obligaciones y también los problemas de una mala gestión patrimonial, al tiempo que el compromiso de responder a UNESCO y de garantizar que lo que la justicia ha paralizado se vuelva a tramitar con todas las garantías y protocolos, que parece no se cumplieron, lo que podría ocasionar a Toledo la pérdida de su preciado título como ciudad Patrimonio de la Humanidad.

Es aquí donde CANAL TOLEDO entra a preguntar a los "garantes" del patrimonio histórico, natural y paisajístico (recordamos que además de todo lo anterior España ratificó el Convenio Europeo del Paisaje), si pretenden mirar para otro lado y permitir que el Ayuntamiento de Toledo consume los expolios que José Bono impuso a Page y éste a Barreda, o si por el contrario, en aras del respeto a la justicia y la legalidad, del que la presidenta Cospedal, actual autoridad en la materia, hace gala en público, exigen al Consistorio toledano unas buenas prácticas y un cumplimiento estricto de la ley, que en las Casas Consistoriales no se recuerda desde tiempo inmemorial.

De la misma forma, puesto que presuponemos buena fe informativa, le recordamos al Gobierno regional que es su propio partido quien
tramita un anteproyecto de Ley de Transparencia.

De otra parte, recordamos que el grupo municipal del Partido Popular apoyará, pues sus votos en la Comisión de Urbanismo así lo dicen, la ratificación en pleno municipal de lo que la Junta de Comunidades, como autoridad delegada por el Estado, está obligada a impedir porque:

- El proyecto está a menos de 100 metros del circo romano.
- Es parte del Conjunto Histórico declarado Patrimonio de la Humanidad.
- Tiene informes arqueológicos antiguos y geofísicos positivos recientes.
- UNESCO no contemplaba nuevas calles y urbanizaciones, pidiendo ya en 1986 que desapareciera la Avenida de Carlos III.
- Está dentro de un POM anulado por siete sentencias judiciales + tres concernientes y vinculadas a esta zona concreta.
- Además de lo arqueológico está la cuestión histórico-visual (paisajística), no sólo en el plano del Convenio Europeo del Paisaje, aceptado por el Gobierno de España, sino que como refleja el artículo séptimo de las ordenanzas del PECHT, según informes de la propia consejería (Plan Especial del Conjunto Histórico de Toledo), que reflejan los argumentos paisajísticos (conos visuales) descritos en la declaración de UNESCO, que tienden a preservar la vista íntegra de la silueta histórica contemplada desde las vegas del Tajo, anterior y posterior, el PAU en cuestión es ilegal.
- Es evidente que estos terrenos no se han desclasificado por petición al Estado y UNESCO, siendo vigente el PGOU de 1986.
- En la "irregular" aprobación del POM y su correspondiente publicación, en marzo de 2007, se reconocía que no se había sometido con carácter previo a UNESCO y en un acto de irresponsabilidad del Gobierno regional, se trasladaba tal obligación al Ayuntamiento de Toledo "para cada PAU", sin que nos conste que se haya solicitado permiso o dado conocimiento a tal institución a través del Gobierno de España.
- Fue la consejería de Cultura entonces, quien en su informe sectorial decía que "el POM deroga todas las protecciones históricas" afectadas por el POM, sin que la Junta tenga competencias, pues sólo el Estado, previa consulta a UNESCO, puede desclasificar todo lo protegido y declarado Patrimonio Mundial, sin que hasta la fecha se haya realizado, pese a que ministerio de Cultura y el director del Comité del Patrimonio Mundial se personaron en Toledo el 21 de diciembre de 2006, para advertir que no se podía aprobar el Plan de Ordenación Municipal de Toledo sin someter a UNESCO con carácter previo.

 

ver

 

Referencias:

 

Comienza el espectáculo
Cinco años esperando el trámite legal
Cesión de Vega Baja II




Participa en Facebook Síguenos en Twitter ContactoNosotrosVivir Canal Toledo en YouTube
Aviso Legal